Explora

Documental Tesoros Humanos Vivos: María Angelina Parra

Afiche de ""

En este nuevo documental de Tesoros Humanos Vivos, te invitamos a conocer la historia de María Angelina Parra, cantora campesina nacida en Lonquén, 50 kilómetros al interior de la comuna de Trehuaco -actual región de Ñuble- y radicada en Penco, región del Biobío. Desde su nacimiento en 1934, su vida estuvo marcada por sonidos de antigua hechura, que se confunden en su memoria con el colorido de los atardeceres que inundaban el corredor de su casa natal.

En este capítulo, María Angelina cuenta cómo se crío escuchando cantar a su nana Melania, una mujer de talante alegre, que veló por su infancia en los campos de Linares. También cómo, a edad temprana, escuchó el canto de las tonadas campesinas de las voces de su madre y su tía, mujeres de acomodada condición social que –no obstante– compartían la misma sabiduría y, por cierto, las mismas canciones.

13 años tenía cuando comenzó a ejercer el oficio de cantora, heredado principalmente de su madre, la señora Alvarita Parra Constanzo, quien a su vez aprendió a cantar y tocar la guitarra de su madre, la señora Margarita. Desde entonces, junto a su madre, María Angelina recorrió distintas comunas de la provincia de Ñuble, ya fuese animando trillas, mingacos de vendimia, casamientos, finalizaciones de novenas, santos, bautizos, fiestas familiares, velorios de angelito o fiestas familiares.

En 2009 se le entregó el reconocimiento Tesoro Humano Vivo por su figura de cantora campesina, un personaje que representa la nobleza de una estirpe que destaca a través de los siglos, pues en ella se conjuntan las aguas de muchas voces centenarias y anónimas que han dado forma a un inconfundible modo de ser que las define y distingue. Ese modo, que algunos llaman identidad cultural, la señora María Angelina lo describe como “la humilde modestia de la sabiduría que anida en este digno personaje, encarnación pura de nuestro origen mestizo que le ha dado a nuestro campesinado una manera de pertenecer y permanecer en el tiempo y el paisaje.”

Etiquetas

Audiovisual MúsicaPatrimonio cultural